Consejos
Guía mantenimiento

El neumático es el único elemento de contacto entre el vehículo y el suelo; es determinante para la seguridad tanto de los usuarios como de la mercancía transportada. Optimiza la presión de inflado para garantizar un transporte con total seguridad, para ahorrar combustible y aumentar la vida útil de los neumáticos de tus vehículos pesados.

Con el paso del tiempo, el neumático pierde de forma natural la presión. Consulta a tu distribuidor para verificar regularmente la presión de los neumáticos.

En cualquier caso, respeta las presiones recomendadas por los constructores o fabricantes. Las presiones siempre tienen que estar adaptadas a la carga y al tipo de uso.

La influencia de la presión sobre la vida útil del neumático

pressiongonflage_01

Fuente interna de Michelin

La influencia de la presión en el consumo de carburante

La presión de los neumáticos de tus vehículos pesados tiene una influencia demostrada sobre el consumo de carburate.

pression
L-influence-de-la-pression-sur-le-cout-d-usage

Fuente interna de Michelin

Consejos para el mantenimiento de los neumáticos MICHELIN para tus camiones

Aquí encontrarás consejos de Michelin para el mantenimiento de los neumáticos de tus vehículos pesados para rodar con total seguridad y aumentar su vida útil.

Cuida sus neumáticos MICHELIN para camión

Comprueba regularmente tus neumáticos MICHELIN para camiones en busca de un desgaste irregular y/o posibles daños.

Comprueba el par de apriete de las ruedas de acuerdo con las consignas del constructor del vehículo o del fabricante del eje.

Solicita a un profesional que examine minuciosamente (interior/exterior) cualquier perforación, corte o deformación visible en la banda de rodadura, los costados o en la zona de fijación del neumático. También deberás comprobar si hay cualquier tipo de deformación en la llanta.

En cualquier caso, no se deben volver a colocar las cubiertas si presentan daños tales como:

  • guía deformada o similar,
  • separación entre las gomas o las capas,
  • deterioro por elemento graso o corrosivo,
  • jaspeados o abrasión de gomas interiores debidos a un rodado con una presión insuficiente en relación con la carga transportada.

En todas las comprobaciones del vehículo, verificar el buen estado del tapón de la válvula. En caso de duda, sustituirlo.

Vida útil de los productos

Los neumáticos están compuestos de diferentes tipos de materiales y componentes basados en el caucho, cuyas propiedades son esenciales para el buen funcionamiento del propio neumático.

Estas propiedades evolucionan con el paso del tiempo.

La evolución de las propiedades de un neumático depende de numerosos factores, como por ejemplo:

  • el clima,
  • las condiciones de almacenamiento de los neumáticos de tu camión: temperatura, humedad, posición...
  • las condiciones de uso: carga, velocidad, presión de inflado, daños debido al estado de las calzadas…

Las variaciones de estos factores de evolución no permiten prever la vida útil exacta de un neumático. Este es el motivo por el que además de los controles habituales realizados por el usuario, se recomienda realizar un control regular de los neumáticos por parte de un profesional cualificado. Este control debe realizarse, como mínimo, una vez al año, durante 5 años o más tras la puesta en servicio, u 8-10 años tras su fecha de fabricación.